Gobierno abroga decreto que autorizaba chaqueos y anuncia juicio de responsabilidades contra Morales

146
Ministros de Estado en conferencia de prensa. ABI


Luego que la mandataria Jeanine Áñez, informó este miércoles sobre la abrogación del Decreto Supremo 3973, que autorizaba el desmonte y las quemas “controladas” de bosques en los departamentos de Santa Cruz y Beni, el ministro de la Presidencia, Yerko Núñez, anunció que se iniciará un juicio de responsabilidades contra el expresidente Evo Morales y sus ministros de Estado.

Este miércoles, la jefa de Estado llegó a la Chiquitanía y en la tarde arribó a San Ignacio de Velasco en Santa Cruz, que es una de las regiones afectadas por los incendios forestales, donde anunció la aprobación de dos decretos; la declaratoria de emergencia nacional y la abrogación de la norma que aprobó el MAS, que legalizaba los chaqueos.

“El primer decreto que hemos aprobado hoy en el Gabinete (es para) atender (la actual situación de los incendios) como una emergencia nacional y el segundo es la abrogación del decreto que permitía las quemas y los chaqueos”, precisó Áñez.

Por su parte, Núñez, en conferencia de prensa calificó la aprobación del Decreto Supremo 3973, como un acto “criminal contra el pueblo boliviano y su territorio”, a tiempo de confirmar la abrogación de la norma por parten de Áñez.

En julio de 2019, el entonces presidente Morales promulgó el Decreto Supremo 3973, que dio luz verde a los desmontes y quemas “controladas” en los bosques de Santa Cruz y Beni, para las actividades agropecuarias en tierras privadas y comunitarias.

Núñez adelantó que se enviará un proyecto de ley a la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) para abrogar la Ley 741, que dio origen al Decreto Supremo 3973, luego que el Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) no dio respuesta al recurso de inconstitucionalidad que presentó el diputado chuquisaqueño Horacio Poppe, en contra de ambas normas.

Según los datos de la Autoridad de Bosques y Tierras (ABT), hasta la primera semana de septiembre de 2020, las áreas afectadas por incendios forestales en Bolivia alcanzaron las 598.716 hectáreas, mientras que para similar período de 2019, las hectáreas quemadas sumaban 2.161.414.