Bolivia Noticias

Son al menos cinco bloqueos en la ruta a Beni por conflictos de tierra, campesinos exigen titulación

Son al menos cinco bloqueos en la ruta a Beni por conflictos de tierra, campesinos exigen titulación
Son cinco bloqueos en la ruta hacia el Beni desde Santa Cruz, piden al Gobierno titulación de tierras / RR.SS.

Existen al menos cinco bloqueos en la carretera a Beni, en Ascensión de Guarayos, San Ramón, Pailón, Santa María y Cerro Grande; y un bloqueo en la ruta al Norte, en Buena Vista, que suman un nuevo capítulo a los conflictos por tierras que se viven en el departamento de Santa Cruz. Los movilizados apuntan al Presidente Luis Arce y piden titulación.

Desde el comité de bloqueos en la ruta a Beni, anunciaron que las medidas se “endurecerán” y que no darán ningún cuarto intermedio. Lamentaron que Arce no reciba a sus coterráneos quienes están en la Sede de Gobierno.

Uno de los comunarios recordó al Jefe de Estado, a propósito del Día de la Reforma Agraria, antes llamado Día del Indio, que fueron los campesinos quienes lo pusieron en la silla presidencial.

Entretanto, los problemas por el corte de la vía ya empiezan a emerger. El combustible se acabó en Guarayos, donde ninguno de los tres surtidores tiene para la venta. En recientes horas, se conoció que los bloqueadores dejaron pasar a las cisternas para el reabastecimiento.

Los alimentos también escasearán pronto, según informaron dirigentes de los movilizados, quienes también permitieron el paso de los distribuidores de leche.

En Pailón, el punto de bloqueo está ubicado en el ingreso del puente de Río Grande, hubo dos cuartos intermedios. En esa zona, la preocupación de los productores también se centra en el diésel que usan los tractores y camiones que ocupan en sus tareas diarias, según reporte de El Deber.

Las personas que deben hacer trasbordo para llegar a la capital cruceña expresaron su molestia por el perjuicio que enfrentan, sobre todo económico, puesto que gastan hasta 50 bolivianos para ir y volver de la ciudad, un monto que en días regulares es de 20.

Los dirigentes culpan al Gobierno central, por no escuchar sus demandas, y manifiestan que la única manera de ser escuchados es a través de la presión.

Reclamaron que nadie del Ejecutivo se comunicó con quienes protagonizan la marcha que salió de la población de Pailón el 4 de julio. Esos marchistas, ahora, exigen entablar un diálogo solo con el Primer Mandatario, para que conozca las necesidades de los campesinos. Descontentos, afirman que han tenido muchas reuniones y acuerdos que no se cumplieron.

Perjuicio económico
Hacia el Norte del departamento también se registran bloqueos en el puente caído de San Miguelito (Buena Vista).

Según el presidente del comité de bloqueo, Gustavo Ramos son 800 familias las que piden la modificación del Decreto Supremo 29215, que reglamenta la Ley 1715 del Servicio Nacional de Reforma Agraria y establece el carácter social del derecho agrario; la planificación de una nueva Ley de Tierras; el análisis de las tierras fiscales no disponibles; y la anulación de las concesiones forestales.

Asimismo, el subcomandante departamental de la Policía, Edson Claure, informó sobre los seis bloqueos de carretera activos en Santa Cruz, los cuales permanecen en Pailón- Puerto Ibáñez, San Ramón, Ascensión de Guarayos (peaje, Santa María y Cerro Grande) y Yapacaní. Sin embargo, este reciente punto, en realidad, ya está en Buena Vista.

Claure Indicó que hasta el mediodía del martes aproximadamente 730 personas cortaban las rutas y que 610 vehículos se encontraban varados.

En su informe, detalló que, en Pailón 250 personas bloquean la ruta y 200 motorizados permanecen en la vía, mientras que en San Ramón son 90 personas y 50 vehículos. En el peaje de Guarayos, según el reporte, hay 70 vehículos parados; 30 en Santa María y 10 en Cerro Grande. Finalmente, en Buena Vista 200 motorizados aguardan para pasar.

Los conflictos vinculados con la propiedad de la tierra se volvieron recurrentes en Santa Cruz, llegando incluso a causar tomas armadas y enfrentamientos violentos entre grupos que muchas veces tienen el respaldo de organizaciones afines al oficialismo.

/MDCB