Deportes

Polémica y gran demanda por las entradas para la final de la Champions en París

La final de la Champions League se jugara el próximo 28 de mayo

Sigue la locura por conseguir entradas para la final de Champions League entre Real Madrid y Liverpool del día 28 de mayo. Este martes 17, se terminó el plazo para que los socios madridistas agraciados en el sorteo del 11 de mayo tramitasen a través del portal ticketing UEFA el pago de las mismas. 14.547 entradas de las cuales, si la transacción no se ha realizado, algunas pueden liberarse. Un halo de esperanza para la ingente cantidad de madridistas ávidos de personarse en París. La demanda está siendo desmedida. Y no solo por parte española.

En Inglaterra, de hecho, hay polémica. Spirit of Shankly, un sindicato no oficial de aficionados “reds”, se quejó del excesivo número de entradas destinadas a UEFA, recibiendo incluso el apoyo de Klopp. De acuerdo «al 100%» con ellos, manifestó el técnico alemán. La unión de hinchas condenaba al máximo organismo europeo días atrás, tachándoles de hipócritas por haber aumentado los ingresos en la venta de entradas en un 38% en los últimos años.

«Desde 2018, cuando el Liverpool jugó la final contra el Real Madrid, los ingresos de UEFA en venta de entradas han pasado de 3,06 millones de euros a 4,22. Un incremento del 38% en cuatro años», rezaba parte de la carta abierta que Spirit of Shankly dirigió a la UEFA.

Los hinchas de Liverpool reclaman un mejor trato en la venta de entradas para la final

«Los aficionados al fútbol están cansados de que los estafen, de ver a su equipo llegar a la final, pero ser incapaces de encontrar una entrada para asistir. Y cansados de precios desorbitados (…).Es hora de que la UEFA reconozca el poder de los aficionados por encima de los patrocinadores», completaban. El aforo total del Stade de France en la final será de 75.000 personas y solamente el 52%, 19.618 entradas por equipo, han ido destinadas para los socios de Real Madrid y Liverpool. 12.000 han ido al público general, mientras que las 23.764 restantes se han quedado en manos de la organización. De ahí el enfado de las aficiones, el cual apoya, como señalábamos, Jürgen Klopp.

Tags