ONU pretende recaudar al menos 600 millones de dólares para ayudar a Afganistán

31
Afganos reciben ayudas en la provincia de Herat, Afganistán / ARCHIVO EFE

Con el objetivo de llegar a recaudar aproximadamente 606 millones de dólares, equivalente a 509 millones de euros, para evitar una nueva crisis humanitaria en Afganistán tras la llegada de los talibanes al poder, la Organización de Naciones Unidas (ONU) convocó, este lunes, a una conferencia internacional con sus principales donantes como invitados.

Se prevé que esta ayuda beneficie a 11 millones de afganos en situaciones vulnerables.

En dicha conferencia participarán los Gobiernos occidentales y otros principales donantes tradicionales de la ONU que quieren ayudar y contribuir a la situación en Afganistán, sin entregar dinero en efectivo a los talibanes, quienes lograron derrocar al Gobierno respaldado internacionalmente en días.

Por tal motivo, algunos países propusieron que la ayuda sea entregada junto a una serie de condiciones las cuales serán debatidas. Está previsto que al menos 40 Ministros participen en la conferencia, a la cual acudirá también el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, junto con el jefe del Comité Internacional de la Cruz Roja, Peter Maurer.

Asimismo, estarán presentes decenas de representantes gubernamentales, incluido el ministro de relaciones exteriores alemán, Heiko Mass, según reporte de Infobae.

Los servicios básicos en Afganistán se encuentran ahora al borde del colapso, tal y como indican las agencias de la ONU, las cuales indican que la ayuda humanitaria permitiría mantener los servicios sanitarios, el suministro de agua potable y las instalaciones médicas, lo cual evitaría llevar al país afectado hacia la hambruna.

Por ello, el Programa Mundial de Alimentos de la ONU, aparentemente será uno de los principales beneficiarios en la recaudación de fondos.

Por el momento, se sabe que en la conferencia los ministros no abordarán cuestiones políticas, como el posible apoyo a los talibanes, asunto que podría estudiarse más adelante y que dependerá de las acciones del régimen, según explicaron autoridades de la ONU.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), otra agencia de la ONU, también busca ayuda para que instalaciones médicas en riesgo sobrevivan después de la retirada de dinero por los donantes.

Luego de la llegada al Poder de los talibanes el 15 de agosto, Afganistán permanece gobernado bajo un régimen talibán. Los militantes islamistas estuvieron en el Poder igualmente a fines de la década del 90. Durante esta época, se impusieron una serie de reglas acerca de la interpretación de la ley islámica, dentro de la cual las mujeres y niñas fueron negadas a la educación, y fueron excluidas de la vida pública.

/MDCB