Oruro

Proyecto de asfaltado de la calle Adolfo Mier en cierre administrativo por falta de consenso

GAMO no logró consolidar el asfaltado de la calle /LA PATRIA
El Gobierno Autónomo Municipal informa que, debido a la falta de consenso con los comerciantes y vecinos, la calle Adolfo Mier no será asfaltada. Sin embargo, las calles Ayacucho y Junín ya están siendo intervenidas.

El proyecto de asfaltado de las calles Ayacucho y Junín se encuentra en cierre administrativo sin haberse asfaltado la calle Adolfo Mier debido a la falta de consenso para trasladar las casetas comerciales a otro sector y ante la respuesta negativa de los comerciantes y vecinos.

José Villca, secretario de Infraestructura Pública del Gobierno Autónomo Municipal de Oruro (GAMO), recordó que las calles Ayacucho y Junín fueron intervenidas con los trabajos respectivos de asfaltado y pavimentación. Actualmente, se están realizando las aceras y cordones correspondientes.

Falta de consenso en la calle Adolfo Mier

Sin embargo, debido a la falta de consenso con los comerciantes y vecinos, no se pudo consolidar el proyecto de asfaltado en la calle Adolfo Mier, desde Brasil hasta 6 de Agosto, específicamente donde se ubican las casetas.

«A pesar del compromiso de garantizar el retorno de los comerciantes una vez terminados los trabajos, no se logró la comprensión por parte de los dirigentes y no se ha podido liberar las casetas», dijo Villca.

Cierre administrativo del proyecto

En ese sentido, una vez que el GAMO agotó todas las instancias de diálogo tanto con los comerciantes como con los vecinos, se decidió realizar el cierre administrativo del proyecto únicamente en las calles Ayacucho y Junín, excluyendo la calle Adolfo Mier.

«Ya se ha dado instrucciones correspondientes a través de una nota enviada por economía y hacienda a la unidad de mercados. Esto ya ha sido comunicado a la supervisión fiscalización y han comenzado el proceso para cerrar el proyecto», afirmó Villca.

Inversión de más de 2 millones de bolivianos

El proyecto de asfaltado cuenta con una inversión de más de 2 millones de bolivianos. Comenzó en marzo de este año en la calle Ayacucho desde la Brasil hasta 6 de Agosto y continuó en la calle Junín, pero fue paralizado en su último tramo, la calle Adolfo Mier.